Tráfico | T 56° H 64%

Futbol Americano

Carroll asegura que el título de la Super Bowl no cambia la filosofía y esperan repetir

WUNI News
02/05/2014 4:35 AM
Actualizada: 02/05/2014 1:01 PM

Redacción Deportes (EEUU), 5 feb (EFE).- El entrenador en jefe de los Seahawks de Seattle, Pete Carroll, 36 horas desde que su equipo ganó el 48 Super Bowl de la NFL, reiteró que nada cambiará dentro de la organización y están listos para revalidar el título.

Carroll y el Jugador Más Valioso (MVP) del Super Bowl, del partido que se disputó el pasado domingo en el MetLife Stadium, de East Rutherford (Nueva Jersey), con triunfo de 43-8 de los Seahawks, fueron el centro de atención en la reunión normal de trabajo que el equipo celebró como cada martes posterior a un encuentro.

Pero además también sirvió que sería la última de la temporada y que los jugadores pudiesen recoger sus pertenencias del vestuario y comenzar las vacaciones, aunque todavía les quedará el desfile de homenaje por ser los nuevos campeones.

“Todos estamos felices por lo conseguido y de volver a reunirnos para demostrar que lo único que hicimos fue cumplir con nuestra responsabilidad y trabajo”, declaró Carroll, que a sus 61 años se convirtió en el tercero de mayor edad que consigue el título de Super Bowl y también el tercero que logra campeonatos nacionales en la competición universitaria y en la NFL.

Carroll destacó que dentro de la plantilla de los Seahawks hay profesionales muy disciplinados que saben perfectamente cuales son sus responsabilidades, aunque sean aun muy jóvenes.

El entrenador en jefe de los Seahawks dirige a una plantilla que es la cuarta más joven de la liga con promedio de 26 años y 175 días, que los dejaron como el equipo más joven en ganar un Super Bowl desde que en 1975, los Steelers de Pittsburgh también lograron el trofeo Vince Lombardi y al año siguiente también lo ganaron.

Ese es precisamente el objetivo que tiene Carroll y el resto del equipo, que todo siga igual la próxima temporada, ya que tendrán el núcleo principal de los jugadores campeones y más experiencia.

El líder de todos ellos será el mariscal de campo Russell Wilson, de sólo 25 años, que jugará su tercera temporada como profesional, lo mismo que el receptor abierto Jermaine Kearse, que capturó uno de los pase de anotación que le dio su compañero en la gran victoria ante los Broncos de Denver.

El receptor abierto Doug Baldwin, que capturó otro pase de anotación de Wilson, sólo lleva tres años en la NFL, como el esquinero estrella Richard Sherman y el apoyador Malcolm Smith, ambos con sólo 24 años.

Smith, ganador del premio de Jugador Más Valioso (MVP), fue el cuarto más joven en conseguirlo en la historia del Super Bowl.

“Ha sido una temporada increíble, que cerraremos con broche de oro durante la jornada del desfile que haremos el miércoles”, señaló Smith. “Hicimos una gran labor de equipo durante todo el año, maduramos y ahora nuestro objetivo es repetir y mejorar lo conseguido”.

Smith, que reiteró antes de abandonar el vestuario con sus cosas que sigue sin creerse que ganó el premio de MVP, alabó la manera tan espontánea como todo el equipo lo apoyó.

“Esa unidad que hay dentro del equipo es lo que nos da la fuerza y la confianza de conseguir nuevos objetivos y tener metas mientras todos los aficionados, nuestro número 12, nos dan el respaldo completo y permanente”, subrayó Smith.

Carroll reiteró en su última rueda de prensa con los periodistas en Seattle, que el gerente general de los Seahawks, John Schneider, había trabajado y logrado una estructura que permitirá al equipo evitar problemas que le haga difícil repetir el título de campeones.

Desde que Denver en 1999 consiguió repetir el título de campeón del Super Bowl con el mariscal de campo estelar John Elway a la cabeza, sólo otro equipo en la NFL lo ha conseguido, los Patriots de Nueva Inglaterra (2004 y 2005).

Carroll reconoció que el equipo tendrá que reemplazar jugadores que se convertirán en agentes libres y también mejorar a otros su salario, pero al final el equipo de la próxima temporada podrá ser aun más competitivo que el nuevo campeón del Super Bowl.

“Cuando se hace un trabajo tan extraordinario como el realizado por Schneider al montar toda la estructura contractual de la plantilla en base a una gran visión de futuro a la hora de elegir a los jugadores, el único resultado posible no será otro que alcanzar más triunfos”, subrayó Carroll.

El entrenador en jefe de los Seahawks, el preferido para trabajar por la mayoría de los jugadores de la NFL, admitió que uno de los efectos que sucede casi siempre después que un equipo consigue el título de campeón es que al año siguiente se viene abajo por los cambios que debe hacer.

“Inclusive en algunos el bajón que registran es considerable”, valoró Carroll, tercer entrenador de más edad que consiguió el título de Super Bowl. “Les puedo garantizar que es la situación en la que nosotros nos encontramos, todo lo contrario, la próxima temporada seremos aun más fuertes y mejores”.