Tráfico | T 54° H 100%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Los incendios en Puerto Rico provocan pérdidas millonarias y dañan especies

WUNI News
02/25/2014 7:40 PM
Actualizada: 02/26/2014 11:38 AM

San Juan, 25 feb (EFEUSA).- Los incendios de Puerto Rico son todos causados por el hombre, ya sea intencionada o accidentalmente, lo que provoca cada año cientos de millones de dólares en pérdidas y complica la supervivencia de especies en extinción.

Sobre el asunto se pronunció hoy la secretaria del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), Carmen Guerrero Pérez, que dio a conocer a través de un comunicado las graves consecuencias que tienen los incendios para los ecosistemas de la isla caribeña.

La reacción de la funcionaria sigue al incendio registrado la pasada semana en el Bosque Estatal de Boquerón, de 4.629 acres y ubicado en el suroeste de Puerto Rico, que alberga especies y flora de alto valor ecológico.

El incendio supuso la destrucción de 30 acres de terreno protegido y daño por cuantificar en especies en peligro de extinción como el pelícano pardo, el falcón peregrino o lagartijo del seco, entre otras.

El informe del Cuerpo de Bomberos reveló la intencionalidad del incendio, como lo fueron la práctica totalidad de los más de 4.600 incendios forestales registrados en Puerto Rico durante 2013.

El Cuerpo de Bomberos de Puerto Rico informó en relación a los incendios de 2013 que la cifra supuso un elevado incremento si se comparan con los 3.060 de 2012, lo que se atribuye a la sequía registrada entre los meses de enero y abril de 2013 que afectó en especial a toda la franja sur de la isla.

Los forestales son una parte de los más de cerca de 15.000 incendios de todo tipo que se registran en Puerto Rico cada año y que dejan como secuelas una media de 20 muertes.

En lo que va de 2014 se han destruido cerca de 2.000 acres de terreno en incendios forestales en Puerto Rico, además de suponer pérdidas millonarias.

Miguel Canal, responsable de mantenimiento en el Bosque Estatal de Guánica (costa suroeste), señaló hoy a Efe que en lo que va de año se han registrado ya 18 incendios en área protegida, mientras que en todo 2013 la cifra se situó en 45.

“En todos los casos se trata de vandalismo”, subrayó el funcionario, que dijo que los incendios provocan un daño incalculable en el ecosistema de ese bosque seco subtropical.

La secretaria del DRNA dijo sobre el incendio de la semana pasada en el Bosque Estatal de Boquerón en el Municipio de Cabo Rojo, cerca del Faro de Cabo Rojo, que causó graves pérdidas en especies de la flora y fauna, algunas de las cuales se encuentran amenazadas o en peligro de extinción.

Señaló que la flora resultó especialmente dañada, en especial especies de cactus, algunos centenarios, y de lirio de bosque.

Las llamas afectaron a entre 1.000 y 1.500 cactus de Melón de Costas, especie que es característica de esa área y que en los últimos años se había reducido en cobertura.

También se quemó gran parte del cactus Sebucan, especie enferma en el resto de la isla pero que en el bosque se conserva en buen estado de conservación.

El bosque contaba con otras especies de cactus en peligro de extinción, como la Harrisia puertorricensis, el cactus Tuna, la Petate y los árboles Tintillo, todos dañados a causa del incendio.

La funcionaria se mostró no obstante positiva y recordó que desde que se estableció un plan preventivo contra incendios a finales de enero los fuegos en bosques estatales han disminuido en un 50 %.

La disminución en el número de incendios se debe, en parte, a los los trabajos de apertura de zanjas, como detalló.

La secretaria del DRNA pidió a la ciudadanía que para prevenir incendios se evite arrojar colillas de cigarrillos y quemar basura en bosques y reservas naturales.