Tráfico | T 58° H 70%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Latinoamérica debe afrontar colectivamente retos importantes, dice el canciller

WUNI News
03/07/2014 11:52 AM

Madrid, 7 mar (EFE).- América Latina tiene muchos retos importantes “que debe afrontar colectivamente”, afirmó hoy el canciller de Costa Rica, Enrique Castillo, en una entrevista con Efe.

Entre ellos, destacó la mejora de competitividad, la educación, la respuesta a desastres naturales, la lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado y “grandes lagunas” de falta de conectividad.

“Lo que ya se ha hecho no ha sido inútil, pero es insuficiente”, apuntó.

Castillo está en Madrid para inaugurar la nueva sede de la Embajada de Costa Rica en un barrio céntrico de la capital española, que ahora es propiedad del gobierno costarricense y será, destacó, “una casa propia para toda la vida”.

También consideró que supone un mensaje para España y el gobierno español de que “valoramos mucho la excelente relación bilateral”.

Al referirse al actual enfrentamiento diplomático entre Venezuela y Panamá, lo calificó de asunto “estrictamente bilateral” y deseó que esos países pueden resolver pronto su enfrentamiento y restablecer relaciones.

Pero, dijo, si ambas partes aceptan “intermediación de amigos”, podría ser “provechoso”.

Castillo señaló que el interés de Panamá y algunos países de la Organización de Estados Americanos (OEA) es “acercarse a Venezuela y ofrecer sus buenos oficios para que los venezolanos pueden resolver sus diferencias”.

“No es algo que la OEA pueda imponer. Las reuniones prosiguen hoy y no se descarta un texto de resolución propicio para que Venezuela lo acepte como señal de ruta para lograr un entendimiento entre las partes”, precisó.

“El margen de acción es muy limitado, pero el esfuerzo puede no ser inútil. Lo que deseamos todos los países es que las relaciones puedan normalizarse”, añadió.

Para el canciller costarricense no tiene por qué haber incompatibilidad entre los esfuerzos de la OEA u otros organismos regionales como Unasur, SICA, etc. porque “no son excluyentes”.

El ministro reconoció que es “inédita” la situación que vive su país con la renuncia del candidato oficialista del Partido Liberación Nacional a la presidencia en la segunda vuelta electoral del próximo 6 de abril, en las que enfrenta a Luis Guillermo Solís, del opositor Partido Acción Ciudadana, favorito en los sondeos.

“Pero es algo que, a pesar de ser inédito, no perturba la estabilidad del país” precisó, al recordar que, conforme a la Constitución y aunque Araya desiste de hacer campaña, igualmente habrá que ir a las urnas.

Consideró como usual y tendencia fuerte en Costa Rica la preferencia de alternancia en el poder entre distintos partidos y a rechazar que se prolonguen mucho tiempo al frente del gobierno.

La nueva demanda presentada por Costa Rica ante el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya para que se delimiten los espacios marítimos con Nicaragua no generará tensión, sino más bien la provoca “la incertidumbre actual” porque el vecino país centroamericano “lo ha pretendido limitar unilateralmente” y es mejor que lo haga “un organismo neutral”, opinó.

Denunció en ese sentido que Nicaragua aprovecha esa situación para “ofrecer bloques petroleros a compañías multinacionales” y “es sano” que se dirima el contencioso en el Tribunal de La Haya.

Las perspectivas del Banco Mundial para Costa Rica de un crecimiento en torno al 4 por ciento para este año es, “en estos tiempos, reconfortante”, dijo el ministro, y subrayó que la economía de su país tiene una base sana y sólida.

Reconoció no obstante que tiene un problema de déficit fiscal que “nos hace muy vulnerables” y “va socavando poco a poco” las reformas del estado.

“Urge una reforma fiscal, pero hay intereses contrapuestos y gente que no quiere pagar impuestos”, lo que perjudicará a toda la economía costarricense porque genera un creciente endeudamiento del estado y también inflación, dijo Castillo.

En su valoración general sobre América Latina, estimó que la crisis global desde 2008 demostró que es la región que mejor ha resistido. “Nos ha puesto a prueba y demuestra que nos hemos ido adaptando (a los cambios)”.