Tráfico | T 79° H 66%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Juez determinará sobre identidades en caso de abusos Iglesia de Puerto Rico

WUNI News
03/08/2014 1:16 PM
Actualizada: 03/10/2014 10:37 AM

San Juan, 8 mar (EFEUSA).- Un juez determinará durante los próximos días si la Diócesis de Arecibo, municipio del norte de Puerto Rico, debe entregar al Departamento de Justicia de la isla caribeña información de los presuntos agresores y víctimas de un caso de abusos sexuales por parte de sacerdotes católicos.

La decisión está a cargo del juez Ángel Pagán Ocasio, que tiene en sus manos un caso que acapara estos días la atención mediática en Puerto Rico y que se centra en si la Diócesis de Arecibo entrega la información requerida por el Departamento de Justicia que contiene los nombres y datos de las presuntas víctimas de abuso sexual por parte de exsacerdotes y de estos.

El Departamento de Justicia ha solicitado datos específicos al obispo de Arecibo, Daniel Fernández Torres, de víctimas y agresores sobre un caso que el proceso interno llevado a cabo por la Iglesia Católica se resolvió con la expulsión de seis de los sacerdotes de la diócesis.

En una vista judicial sobre el caso celebrada el viernes, el perito en Derecho Canónico Elías Salvador Morales recordó que la reglamentación eclesiástica prohíbe revelar información sobre esos temas al Estado.

El religioso subrayó que el Derecho Canónico establece que los miembros de la Iglesia Católica no aporten información en casos de abusos sexuales.

Destacó que a las víctimas de los abusos se les comunica que la investigación será de naturaleza canónica y no civil, aunque eso no impide que los perjudicados acudan a los tribunales ordinarios.

El vicario general de la Diócesis de Arecibo, Luis Alberto Colón Rivera, que también participó en la vista, destacó que la norma eclesiástica impide divulgar información de esa naturaleza.

La abogada del Departamento de Justicia Claudia Juan García dijo no entender el porqué unas diócesis entregan información y otras no.

La Diócesis de Arecibo dio a conocer a principios de febrero que el caso de abusos sexuales en su seno culminó con la expulsión de seis de sus sacerdotes.

La prensa puertorriqueña había señalado en septiembre que la situación se mantuvo en silencio hasta la remoción de su cargo del nuncio apostólico para República Dominicana y Puerto Rico, Jósef Wesolowski, investigado en el país caribeño y El Vaticano por supuesto abuso sexual de menores.

El secretario designado de Justicia de Puerto Rico, César Miranda, detalló que hay abiertas por parte de la Fiscalía investigaciones en todos los lugares donde se han detectado casos de abusos sexuales contra menores en el ámbito eclesiástico.

La Oficina del arzobispo de San Juan y máximo representante de la Iglesia Católica en la isla, Roberto González Nieves, informó la pasada semana de que el pasado 21 de febrero, ante una citación de la Fiscalía de San Juan, el líder religioso acudió personalmente para pronunciarse sobre los casos de abusos sexuales contra menores cometidos en la Arquidiócesis de San Juan.

Dijo entonces que a pesar de su cargo no tiene jurisdicción sobre otras diócesis y que la de Arecibo reporta directamente al Vaticano, además de subrayar que la Iglesia Católica lleva a cabo un esfuerzo para erradicar los abusos sexuales a menores dentro de su seno.