Tráfico | T 29° H 60%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

“No he salido ilesa. Me quedan heridas de guerra”, dice Gloria Trevi

WUNI News
03/19/2014 3:34 PM
Actualizada: 03/19/2014 5:22 PM

Nueva York, 19 mar (EFE).- Una de las grandes divas de la música mexicana, Gloria Trevi, visitará Nueva York el domingo con su gira “De película”, una ficción que intenta superar la realidad de una vida tan llena de éxitos como de dificultades, incluidos tres años en la cárcel sin recibir sentencia, de las que habla con Efe.

“Amo todas mis vidas porque mis experiencias me convierten en la mujer que soy ahora y me ayuda a comprender mejor. Pero no he salido ilesa, he salido con heridas de guerra que me convierten no en víctima sino en sobreviviente”, asegura la cantante que desde que cantó “Pelo suelto” incomodó a los sectores más conservadores.

Acusada de abusos a menores en 2000, pasó tres años en una cárcel brasileña, donde incluso dio a luz a un niño, pero tras ser absuelta por las autoridades mexicanas retomó su carrera, reconvertida en un ícono de la música disco y la comunidad homosexual con canciones como “Todos me miran” o, la más reciente, “No querías lastimarme”.

“Sí creo que me han querido castigar ciertos sectores sociales que yo los he tachado de hipócritas. Cuando me han visto con una rodilla en el piso me han señalado y han dicho, ¿ven lo que les pasa a las niñas malas? Pero luego no les ha gustado mucho cuando me he vuelto a levantar”, asegura.

Tras aquella experiencia, algo en ella cambió. “Más que prudente o más guerrera creo que soy más inteligente. Sigo siendo igual o más guerrera, porque tengo más autoridad para hablar de libertad ahora que sé lo que es perderla. Antes hablaba de la libertad que pide el adolescente, ahora de la libertad que pide el ser humano”, afirma.

“Pero antes dejaba que me atacaran y a veces no hacía caso o seguía de largo. Ahora si me atacan, me defiendo. Yo no soy una persona que ataco, pero sí me defiendo porque defenderme a mí es defender a todas las personas que amo y que dependen de mí”, prosigue.

“De película” era el nombre de su último disco y así ha llamado a una gira que la está paseando por Estados Unidos (desde Denver hasta a Miami) y que el domingo recalará en el NY Stage 48 de Nueva York.

Esta experiencia la ha impulsado a grabar uno de sus temas en inglés, aunque todavía no quiere decir cuál. Y en este espectáculo, el escenario se convierte en “una especie de multicinema mágico, en el que la gente no solo sea espectadora sino estrella”.

“Nosotros somos los boleteros o los extras, para que la gente cuando la música suene esté oyendo el ‘soundrack’ de sus historias de amor, de drama, de terror, de sexo, ¡ah!”, grita emocionada, con esa voz rasgada que ha unido su paseo musical por diferentes géneros.

“Yo me veo muy punketa a la hora de hacer música. El rock es una base mía que me hace salvaje y también tengo formación en música clásica, porque bailaba ballet. Pero me encanta el drama que tiene la música ‘dance’, los violines… encontré la combinación perfecta en lo que estoy cantando ahora, en la música más electrónica”, explica.

Este último tipo de música, así como sus mensajes de superviviente, la han conectado con una audiencia homosexual, pero ella presume de tener una amplia parroquia.

“Mis amigos gais me dicen si son activos o pasivos. Yo digo que soy versátil. En mis conciertos veo al ‘fresa’, al pobre, a los chavos bandas, que se ve que son agresivos, y del otro lado está el grupo de las draq queens. Canto ‘Doctor psiquiatra’ y todos brincamos”, asegura.

Y así, omnipotente como es ella y agradeciendo su fuerza “a Dios, aunque no vaya con una Biblia en la mano”, no es extraño que en uno de sus vídeos de la última etapa, “La noche”, se caracterizara como una superheróina llamada “Superglow”, que tenía su alter ego malvado llamado “Trevil”.

“Tengo el superpoder de no rendirme y ese es un poder bien fuerte. Tengo el superpoder de ser muy optimista, también el superpoder increíble de no creer lo que mis enemigos dicen que soy y tengo el superpoder más importante, que es el de amar cabronamente a cada pinche gente de este planeta”, concluye.

Sin embargo, a Gloria Trevi no le abandonan las polémicas, y en los últimos meses la creación de una película sobre su vida ha vuelto a abrir viejas heridas.

“No estoy participando. No es lo que me dijeron que iba a ser y no creo en la imparcialidad de este proyecto. Sin embargo ya está en manos de los abogados y espero que las autoridades se hagan cargo de este asunto, porque tengo cosas más importantes en las que pensar”, concluye.

 

Mateo Sancho Cardiel

Etiquetas