Tráfico | T 70° H 53%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Suu Kyi pide a Occidente que vigile de cerca la evolución de Birmania

WUNI News
04/10/2014 12:40 PM
Actualizada: 04/11/2014 10:20 AM

Berlín, 11 abr (EFE).- La opositora birmana y nobel de la Paz Aung San Suu Kyi pidió hoy a los países occidentales “amigos” que “vigilen de cerca” la evolución de Birmania para garantizar que las elecciones previstas para 2015 se celebran con unas bases verdaderamente democráticas.

Suu Kyi hizo esta llamamiento tras recibir hoy en Berlín el premio internacional Willy Brandt otorgado por el Partido Socialdemócrata alemán (SPD), que honró así su lucha por la democracia, la libertad y los derechos humanos.

En su discurso tras recibir el galardón de manos del líder del SPD y actual ministro de Economía, Sigmar Gabriel, Suu Kyi subrayó la necesidad de no confiar a ciegas en las promesas de las actuales autoridades de Birmania.

Tras más de cinco décadas de dictadura militar, apuntó, el país debe construir no sólo nuevas estructuras políticas, sino toda una “cultura democrática”.

En este contexto recordó la necesidad de que se reforme la Constitución antes de las elecciones para que en ella se recojan plenamente los “valores y principios democráticos”.

“Que cambiaran los uniformes militares por los trajes no significa que cambiara la mentalidad”, insistió en referencia a las elecciones generales de 2010, que su partido, la Liga Nacional para la Democracia (LND), boicoteó.

En abril de 2012 el LND decidió presentarse a las elecciones parciales que se celebraron para rellenar escaños vacantes y Suu Kyi, que había pasado quince años confinada por los militares en su domicilio, llegó a la cámara.

En opinión de la líder opositora birmana, la comunidad internacional no debe poner su mirada en las elecciones de 2015, sino en “el hoy y el ahora”, ya que de la manera en que se resuelvan los conflictos internos del país dependerá la legitimidad de esos comicios.

Suu Kyi, quien defendió su derecho a llamar a su país Birmania y no Myanmar, nombre que impuso la dictadura militar en 1989, hizo un alegato en favor del “entendimiento” entre personas y grupos de diferentes orígenes y creencias, base de la paz y de la libertad.

A su juicio, la democracia es sinónimo de “diversidad” y quien cree en que todo el mundo puede ser igual no cree en la democracia.

En las dos anteriores ediciones del premio fueron galardonados el director de orquesta argentino-israelí Daniel Barenboim y el ex primer ministro noruego Jens Stoltenberg.

La política birmana, que visitó el pleno del Bundestag (parlamento alemán) antes de acudir a la sede del SPD, se entrevistó ayer con el presidente del país, Joachim Gauck, la canciller, Angela Merkel, y el ministro de Exteriores, Frank-Walter Steinmeier.

Merkel elogió la “valentía” de Suu Kyi en la defensa de la democracia, la libertad y los derechos humanos durante la dictadura militar en su país y su decisión de seguir jugando “un papel fundamental” en la incipiente transición política de Birmania.