Tráfico | T 43° H 93%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Barenboim reúne a Wagner y Argerich en Pascua y programa a Boulez para 2015

WUNI News
04/14/2014 11:31 AM

Berlín, 3 abr (EFE).- El director argentino-israelí Daniel Barenboim logró conjugar en su Festival de Pascua de Berlín la pasión por Richard Wagner y el piano de Martha Argerich, mientras programa para 2015 un homenaje a Pierre Boulez, en su 90 cumpleaños.

Al estreno del “Tannhäuser” con coreografía de Sasha Waltz, el sábado, seguirán en los próximos días de Semana Santa el recital de piano a cuatro manos de Barenboim con la argentina Argerich, así como el “Simon Boccanegra” de Plácido Domingo, en el Schiller Theater de la capital alemana.

“Estoy ansioso por tocar con Martha. Es un raro privilegio llegar a coincidir con ella”, apuntaba el maestro respecto a la pianista argentina, presente por primera vez en el tradicional Festival de Pascua berlinés, creado en 1996 por iniciativa de Barenboim.

Raro o no, el caso es que Argerich volverá a estar en el festival de 2015, en que el director musical de la Staatsoper reeditará de nuevo el culto a Wagner, alternado con el homenaje a Boulez, quien cumplirá los 90 el 26 de marzo de ese año.

“El Festival de Pascua nació como reflejo de mi pasión por Wagner y con el propósito de representar, en sucesivos años, todo su ciclo operístico, incluido por supuesto su ‘Anillo’”, indicó el director y pianista, en un encuentro con los medios en pleno festival.

Ese propósito fundacional se logró con creces y el festival de la Pascua berlinesa ha quedado consolidado en el circuito de los grandes certámenes europeos, arropado por el carisma de su creador.

El turno de estrenos wagnerianos correspondió este año al “Tannhäuser” danzante de Waltz, que fue recibido por la crítica alemana como obra maestra, en lo que se refiere a la parte musical y solistas, pero que recibió sonoros abucheos a la coreografía.

Para el próximo año se programa, junto a la reposición del polémico “Tannhäuser” -del que el popular diario “Bild” destacaba hoy la desnudez de sus bailarines-, un nuevo “Parsifal”, con escenografía de Dimitri Tcherniakov y Barenboim a la batuta.

“Parsifal es una ópera que exige lo máximo de sus solistas”, indicó el maestro, protagonista absoluto del encuentro con la prensa, en detrimento del director general de la Staatsoper, Jürgen Flimm, quien apenas si habló más que para presentarse.

“Mi nombre es Jürgen Flimm”, bromeó, consciente de que el protagonismo de todo cuanto tenga que ver con la ópera de Berlín corre a cargo de Barenboim.

El “Tannhäuser” de este 2014 tiene aún dos oportunidades de ganarse al público -los próximo días 16 y 20, último día del festival-. A Plácido Domingo se le espera el jueves al frente de su “Simon Boccanegra” como una garantía de éxito, lo mismo que al dúo Argerich-Barenboim.

El director argentino-israelí parecía más volcado a hablar del próximo año que de los días que se avecinan, sobre todo en lo que compete a Boulez, “compositor y revolucionario de la música”.

El Festival de Pascual 2015, del 27 de marzo al 6 de abril, arrancará un día después del cumpleaños del músico francés, lo que da ocasión “más que sobrada” a Barenboim para rendirle homenaje.

El tributo al genio francés se materializará en tres conciertos, uno de ellos a cargo de la Filarmónica de Viena, otro de la Staatskapelle y el tercero de la West-Eastern Divan, la orquesta impulsada por el propio Barenboim con músicos israelíes y árabes.