Tráfico | T 51° H 63%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Despliegan el vehículo submarino para buscar el avión malasio desaparecido

WUNI News
04/14/2014 1:38 AM
Actualizada: 04/14/2014 1:40 AM

Sídney (Australia), 14 abr (EFE).- Las autoridades australianas que coordinan la búsqueda del avión malasio desaparecido confirmaron hoy que desplegarán el vehículo submarino autónomo “tan pronto como sea posible” para continuar con la búsqueda de la aeronave en el fondo del océano índico.

“Tras seis días sin detectar señales acústicas es tiempo para buscar bajo el agua”, apuntó el jefe del Centro de Coordinación de Agencias Conjuntas, Angus Houston, en rueda de prensa.

La primera misión de este vehículo autónomo, que es transportado por el buque australiano Ocean Shield, se centrará en un área de 40 kilómetros cuadrados donde se piensa que terminó la aeronave y tendrá una duración de 24 horas.

Houston remarcó que desde el pasado martes el operativo desplegado para localizar las cajas negras, que ya han sobrepasado los 30 días estimados de duración de sus baterías, no han vuelto a detectar ninguna posible señal,

“Las misiones empezarán donde los expertos, tras analizar los datos e informaciones obtenidas, han determinado como el punto más probable terminó el avión”, indicó el australiano.

El vehículo autónomo submarino “Bluefin-21″ tiene capacidad para sumergirse hasta los 4.500 metros de profundidad y su cometido será cartografiar en 3 dimensiones el fondo marino.

Las autoridades indicaron que a partir del análisis de las primeras misiones se irán fijando otros posibles lugares para la búsqueda de la aeronave.

Además durante esta jornada, once aviones militares, otro civil y quince buques rastrean una zona de 47.644 kilómetros cuadrados, a unos 2.200 kilómetros al noroeste de Perth, en busca de más señales acústicas o partes de fuselaje del avión.

El jefe de centro de búsqueda indicó que el buque Ocean Shield encontró ayer un mancha de combustible que se está analizando para determinar si pertenece o no al aparato de Malaysia Airlines.

El Ocean Shield, también, transporta a bordo un localizador de cajas negras que detectó el pasado martes las dos últimas señales que suponen “la mejor pista” para encontrar el fuselaje del avión.

El vuelo MH370 despegó de Kuala Lumpur con 239 personas a bordo rumbo a Pekín en la madrugada del 8 de marzo y desapareció de los radares civiles de Malasia unos 40 minutos después de despegar.

Viajaban a bordo 153 chinos, 50 malasios, siete indonesios, seis australianos, cinco indios, cuatro franceses, tres estadounidenses, dos neozelandeses, dos ucranianos, dos canadienses, un ruso, un holandés, un taiwanés y dos iraníes que utilizaron los pasaportes robados a un italiano y un austríaco.