Tráfico | T 73° H 90%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Patronal boliviana rechaza el aumento salarial acordado por Morales y sindicatos

WUNI News
04/21/2014 10:00 PM
Actualizada: 04/21/2014 10:30 PM

La Paz, 21 abr (EFE).- La Confederación de Empresarios Privados de Bolivia (CEPB) rechazó hoy los incrementos del 20 % al salario mínimo y del 10 % al básico acordados por el presidente Evo Morales y los dirigentes de la Central Obrera Boliviana (COB).

En una rueda de prensa en La Paz, el presidente de la mayor patronal boliviana, Daniel Sánchez, tildó de “mezquindad” el que el Gobierno y la COB hayan excluido al sector empresarial de su reunión de hoy, en la que se acordaron los porcentajes para los aumentos salariales de este año.

“La CEPB no está de acuerdo en que los incrementos salariales se lleven en la discusión solamente de dos actores: el Gobierno, que utiliza la plata de los impuestos de todos los bolivianos para hacer los incrementos, y la COB, dirigida por un grupo de mineros que lo único que hacen es perjudicar al resto de los asalariados”, dijo.

A juicio de Sánchez, los “verdaderamente afectados” por esta decisión no serán los empresarios, sino los trabajadores, pues el aumento tendrá impactos negativos en la creación de nuevos empleos y las posibilidades de desarrollo de las industrias locales.

Tras reunirse en La Paz, Morales y el máximo dirigente de la Central Obrera, el minero Juan Carlos Trujillo, anunciaron hoy que se acordó para 2014 subir un 20 % el salario mínimo, hasta 206,8 dólares, y un 10 % el salario básico.

El porcentaje acordado para el salario mínimo responde a la demanda planteada por los sindicalistas, mientras que para el básico, se decidió un punto medio entre el 12 % que pedía la COB y el 8 % ofrecido inicialmente por las autoridades.

Como ha ocurrido en los últimos años, el aumento del salario básico supera la inflación anual previa, índice que el año pasado llegó a 6,48 %.

Sánchez opinó que esta decisión “se acerca más al lado político que al lado racional económico”, aludiendo al hecho de que a fines de este año se celebrarán en el país elecciones generales, en las cuales el presidente Morales buscará una segunda reelección para un tercer mandato hasta 2020.

“Nos preguntamos en este momento qué van a hacer las poblaciones afectadas por las inundaciones. Las empresas asentadas en esas poblaciones, ¿van a dejar de funcionar?, ¿van a despedir a su gente?”, cuestionó el presidente de la CEPB.

En un comunicado, Sánchez también indicó que el crecimiento de los sectores económicos “no es uniforme”, por lo que debería establecerse “una política salarial integral y diferenciada”.