Tráfico | T 34° H 79%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

EE.UU. renueva la alerta de viaje a El Salvador por el “elevado” nivel de violencia

WUNI News
04/25/2014 2:40 PM
Actualizada: 04/25/2014 2:53 PM

Washington, 25 abr (EFE).- El Departamento de Estado de EE.UU. renovó hoy su alerta de viaje a El Salvador para advertir a los estadounidenses de que los niveles de criminalidad y violencia en esa república “siguen siendo preocupantemente elevados”.

Esta alerta de viaje reemplaza a la advertencia que hiciera el Gobierno estadounidense el 9 de agosto de 2013, e incluye información actualizada sobre la delincuencia y la seguridad en el país centroamericano.

De acuerdo a un comunicado del Departamento de Estado, decenas de miles de ciudadanos estadounidenses visitan El Salvador de forma segura cada año para estudiar, por turismo, por negocios o por trabajo voluntario.

“No existe información que sugiera que los ciudadanos estadounidenses son un blanco específico de los delincuentes, pero el crimen y la violencia son graves problemas en todo el país”, según el Departamento de Estado.

Aunque las estadísticas policiales de El Salvador muestran una disminución en los homicidios anuales durante 2012 y 2013, la tasa de homicidios ha ido en constante aumento desde agosto de 2013, informó el Gobierno estadounidense.

A partir de mediados de febrero de 2014, y hasta abril, El Salvador ha experimentado un promedio de casi 10 personas muertas por día; la tasa más alta de homicidios desde 2011.

Desde enero de 2010, 31 ciudadanos estadounidenses han sido asesinados en el país centroamericano, entre ellos un niño de nueve años de edad en diciembre de 2013, según los informes.

De acuerdo a los datos del Departamento de Estado, durante el mismo periodo, 335 ciudadanos estadounidenses reportaron robos de pasaportes, mientras que muchos otros fueron víctimas de crímenes violentos.

El Gobierno de Estados Unidos advierte que en El Salvador, país con más de seis millones de habitantes, hay miles de miembros de las pandillas denominadas MS-13 y M-18, cuyo historial criminal incluye asesinatos.

“Las autoridades creen que un número significativo de las desapariciones están relacionadas con la actividad de las pandillas, ya que muchos de los desaparecidos formaban parte de ellas o eran amigos o familiares de miembros de las pandillas”, indica el comunicado.

“Fuentes policiales afirman que las familias de los miembros de las pandillas a menudo se enfrentan a los mismos riesgos de morir o desaparecer como los mismos pandilleros”, agrega.

Los ciudadanos estadounidenses que están de visita en El Salvador durante períodos prolongados tienen un mayor riesgo de ser extorsionados, apuntó el Gobierno estadounidense.

“Muchas extorsiones no son reportadas por las víctimas por temor a las represalias y la falta de fe en la capacidad del Gobierno para proteger a las víctimas”, aseguró.

La MS-13 (Mara Salvatrucha) se originó en Los Ángeles (EE.UU.) durante la década de 1980 entre las comunidades de inmigrantes salvadoreños, de acuerdo a informes sobre pandillas en Estados Unidos.