Tráfico | T 72° H 73% | Powered by Yahoo! Weather

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Hingis señala que no tiene nada “de lo que pueda arrepentirse”

WUNI News
04/30/2014 1:44 PM
Actualizada: 04/30/2014 12:22 PM

Madrid, 30 abr (EFE).- Campeona de cinco torneos del Grand Slam, aunque nunca logró Roland Garros, número uno del mundo durante 209 semanas, la suiza Martina Hingis abandonó las pistas por segunda vez hace siete años, pero ahora ha decidido jugar dobles con su pupila, la alemana Sabine Lisicki, y echando vista atrás a su currículo y a su carrera señala que no tiene nada “de lo que arrepentirse”

A primeros de noviembre de 2007, Hingis anunció su retirada definitiva, tras dar positivo de cocaína tras la edición de Wimbledon. “Sólo me arrepiento de haber perdido una o dos finales del Grand Slam”, señaló hoy en una entrevista con EFE, en la que asegura que la española Garbiñe Muguruza estará luchando pronto por estar entre las mejores, y admitió que la polaca Agnieszka Radwanska es la tiene el tenis más parecido al que ella y la belga Justine Henin exhibieron en la década de los 90.

Pregunta: Usted se ha retirado dos veces como jugadora y después ha jugado torneos de leyendas, para convertirse más adelante en entrenadora e incluso ganar uno de dobles en Miami. ¿Por qué echa tanto de menos el tenis?

Respuesta: Porque es mi vida, porque siempre he estado alrededor del tenis. He jugado en los últimos treinta años de mi vida, y sabía que iba a ser así desde que comencé y desde luego después de retirarme. Es un deporte maravilloso y me encanta lo que hago. La principal razón es que es lo que mejor se hacer en mi vida. No me veo sentada detrás de una mesa, por ejemplo. Lo que siento es pasión por el tenis.

P. ¿Cómo es usted como entrenadora, es dura, comprende a la jugadora, se pone en su papel?

R. Depende de a qué jugadora pregunte. Recibí una educación muy estricta de mi madre y aunque no soy tan dura como ella, estoy acostumbrada a trabajar duro desde que tenía dos años. No obstante, necesito todavía aprender mucho más. Para ser entrenadora tienes que ser justa y hacer las cosas correctas en los momentos precisos.

P. ¿Cree usted que Sabine Lisicki (actual 16 del mundo) es una potencial top-ten?

R. Todo el mundo sabe que puede serlo, los resultados que tiene en Wimbledon (fue finalista el año pasado) y en los años anteriores llegando a los cuartos le han hecho creer en si misma como una jugadora de este grupo. Tiene ese nivel.

P. Hablemos de la influencia que tuvo en su carrera su madre Melanie Molitor, fue tan importante en su vida?

R. Muy importante. Siempre le tengo que agradecer la oportunidad que me dio para jugar tenis y ser una profesional y alcanzar mis objetivos a una edad muy temprana, y creo que me enseñó muy bien.

P. El tenis actual se basa mucho en la fuerza, no echa usted de menos más inteligencia en el juego.

R. Es una generación diferente. Las chicas son muy altas, 1,80, es difícil moverlas. Nunca había visto cuerpos como los de Azarenka o Sharapova. Es difícil criticarlas porque tienen armas diferentes. Tiene mucha variedad y diferentes estrategias también comparando el juego que yo tenía o el de Justine Henin. La que se acerca más a nosotras puede ser Radwanska.

P. Serena Williams casi tiene 33 años, y Na Li 32, es normal que dos veteranas como ellas lideren la clasificación mundial?.

R. Quizás no sería muy normal en el pasado pero ellas tienen una gran preparación para este deporte, y saben como ganar torneos. Yo, por ejemplo con mi victoria en el cuadro de dobles de Miami con Sabine, me di cuenta de que podía jugar aún este tipo de cuadros. Lindsay Davenport también era muy mayor y dejó de jugar únicamente por sus hijos e incluso cuando volvió fue capaz de ganar a grandes jugadoras en su tiempo, después de ser madre.

P. ¿A quién ve como futura número uno del tenis?.

R. Tenemos un grupo nuevo de chicas, como Garbiñe Muguruza, Eugene Bouchard, Belinda Bencic, que está entrenando con mi madre, son las chicas que vamos a ver más en el futuro. Un par de americanas también como Sloane Stevens, Madison Keys, son las que hay que ir observando. Me gusta verlas jugar. Creo que hay más variedad ahora que en el pasado.

P. Usted libró grandes batallas contra Steffi Graf, Arantxa Sánchez Vicario, Conchita Martínez, Monica Seles, Henin. Cree que fueron los mejores momentos del tenis femenino en los últimos años?

R. No es el momento de hablar del pasado. Tenemos a Serena que parece que va a estar ahí para siempre y Na Li, y Sharapova, Azarenka que todavía se mantienen, y las nuevas que he citado antes, por lo tanto creo que hay espectáculo también.

P. Hasta qué punto las lesiones han impedido que usted ganase más Grand Slams?

R. Creo que cada vez que jugué pude ganar uno. Me hubiera gustado ganar Roland Garros pero al menos tuve la oportunidad de luchar por ello. No lamento nada por mis lesiones. Siempre que jugué lo hice al máximo de mi potencial y por lo tanto no me quejo. Pero la sesión es muy larga, los torneos son duros y las temporadas duran diez meses por tanto algunas veces estás cansada, y no puedes competir al cien por cien.

P. Si tuviera que borrar algo de su carrera deportiva, qué sería?

R. No tengo nada de lo que pueda arrepentirme. Quizás haber perdido un par de finales de Grand Slam, pero como he dicho lo intenté. Estoy muy orgullosa de todo lo que conseguí con mis títulos de Slam, con mis récord juveniles.