Tráfico | T 70° H 94%

Economía | Latinoamérica

Disturbios por falta de electricidad dejan dos muertos en el norte de Colombia

WUNI News
05/07/2014 2:02 PM

Bogotá, 7 may (EFE).- Los desórdenes en la ciudad colombiana de Barranquilla y la vecina Soledad por unos apagones ocurridos en los últimos días han dejado hasta el momento dos muertos y 16 heridos, informaron hoy fuentes oficiales.

Según la Defensoría del Pueblo, “el malestar de los ciudadanos derivó en protestas y violentos disturbios” que han dejado un joven y un vendedor ambulante muertos, “hechos que son materia de investigación”, mientras que 16 personas, entre ellas cinco niños, han resultado heridas y unos 25 autobuses han sido apedreados.

El titular de la Defensoría del Pueblo, Jorge Armando Otálora, visitó hoy Soledad donde dijo que se evalúa la posibilidad de indemnizar a las familias de Julio Gómez y Francisco Ardila Salas, las dos víctimas mortales.

El director del Hospital de Alta Complejidad de Barranquilla, Ramón Quintero, dijo a medios locales que Ardila, de 57 años, falleció este miércoles a consecuencia de un disparo que recibió en la cara cuando iba en su motocicleta por una calle después de visitar a una hija en el hospital.

La Defensoría del Pueblo pidió a la Superintendencia de Servicios Públicos que investigue la posible negligencia de la empresa Electricaribe por la falla que desde el domingo ocasionó apagones en parte de Barranquilla, la cuarta ciudad de Colombia y en Soledad, municipio de su área metropolitana.

Según la Defensoría, el daño “sacó de funcionamiento once circuitos del sistema, afectó la subestación de acueducto que alimenta los municipios de Juan de Acosta, Tubará y Piojó”, lo que también ha afectado el suministro de agua potable en esas localidades del departamento del Atlántico.

El Ministerio de Minas y Energía informó hoy que el servicio de electricidad en Barranquilla y Soledad “comenzó a normalizarse desde la noche del martes”.

El jefe de esa cartera, Amylkar Acosta, viajó a Barranquilla para inspeccionar los trabajos de Electricaribe en la subestación eléctrica averiada, y luego se reunió con autoridades locales, según un comunicado.

“El sistema que opera Electricaribe requiere de un mayor reforzamiento y robustez, de tal manera que se garantice a todos los usuarios una mayor confiabilidad y firmeza en la prestación del servicio” aseguró Acosta.