Tráfico | T 50° H 94%

Fútbol | Latinoamérica

El Tribunal Supremo refrenda los beneficios que Brasil concedió a la FIFA por el Mundial

WUNI News
05/07/2014 7:10 PM

Brasilia, 7 may (EFE).- La máxima corte de Brasil consideró hoy constitucional la llamada Ley General del Mundial, que regula todos los aspectos comerciales del Mundial de fútbol que el país organizará a partir del 12 de junio y concede incentivos fiscales y otros beneficios a la FIFA.

La validez jurídica de todos los artículos de la legislación excepcional para el Mundial fue aprobada por diez votos a favor y uno contra de los once miembros del Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil, informó hoy esta corte.

La máxima corte analizó la constitucionalidad de la ley luego de que la Procuraduría General de la República se pronunciara contra tres de los artículos, entre los cuales el que atribuye al Gobierno brasileño y no a la FIFA toda la responsabilidad por los daños que puedan ser provocados por incidentes durante el evento.

La Procuraduría también había solicitado que fueran declarados inconstitucionales el artículo que concede exenciones fiscales a la FIFA y a todos sus socios comerciales en el Mundial y una enmienda introducida a última hora para ofrecer premios económicos a todos los futbolistas brasileños campeones mundiales.

El jefe de la Abogacía General de la Unión, Luis Inacio Adams, que defendió al Gobierno en el juicio, dijo que todo lo pactado fue fruto de un acuerdo internacional con la FIFA y agregó que el evento generará grandes beneficios para el país.

“La FIFA no le pidió a Brasil que organizase el Mundial. Brasil se ofreció. Existe una lista de cerca de 17 compromisos exigidos por la FIFA a los organizadores del evento, de los que Brasil se comprometió con 11″, argumentó.

Según Adams, el Mundial tiene potencial para mover 183.200 millones de reales (83.272,7 millones de dólares), generar 50.000 empleos y desplazar a 3 millones de personas para ver los partidos.

El magistrado Ricardo Lewadowski, que profirió el primer voto, consideró constitucionales todos los artículos.

Para Lewadowski, no es posible que el Estado brasileño se niegue a asumir la responsabilidad por cualquier incidente surgido durante el Mundial, como por ejemplo posibles protestas.

El magistrado agregó que la FIFA no puede ser responsabilizada, por ejemplo, por daños a propiedades públicas o privadas causados por manifestaciones contra el Mundial ni por atentados terroristas.

Alegó igualmente que los artículos de la ley son resultado de un compromiso asumido por Brasil ante la comunidad internacional.

Para el magistrado Teori Zavascki, la organización de un Mundial es un acuerdo comercial que genera beneficios y contrapartidas.

“Brasil (así como la FIFA) también quiere ventajas. Fue un gran negocio el que se hizo con la FIFA. Las exenciones son cláusulas legales de contrapartida asumidas por Brasil”, afirmó.

El único magistrado contra los beneficios a la FIFA fue el presidente del tribunal, Joaquim Barbosa, para quien el Mundial es un evento privado organizado por una entidad privada y con ganancias extraordinarias que tendrían que ser gravadas por el Gobierno.

“Se trata de un evento privado con potencial de ganancias extraordinarias, en la casa de centenas de los miles de millones de dólares si tenemos en cuenta aspectos como los derechos de imagen cobrados a las televisiones de todo el mundo. Todo eso en beneficio es de la FIFA. No tiene sentido que toda esa renta privada goce de exenciones fiscales tan amplias”, según Barbosa.