Tráfico | T 37° H 73%

Espectáculos | Latinoamérica | Noticias

Una muestra fotográfica derrumba estereotipos hacia la comunidad LGBTI en Ecuador

WUNI News
05/17/2014 2:00 PM

Quito, 17 may (EFE).- Imágenes de gente feliz, trabajando, expresándose afecto, de compras en el supermercado, es lo que muestra una exposición fotográfica que se inaugura hoy en Quito dentro de una campaña para erradicar estereotipos sobre personas LGBTI.

La fotógrafa Ana María Buitrón ingresó en la vida íntima de decenas de personas del colectivo, especialmente de la capital ecuatoriana y, de más de un centenar de fotos, exhibe treinta en el Parque Urbano Qmandá.

La muestra forma parte de la campaña “Libres e iguales” por los derechos humanos de las personas del colectivo de lesbianas, gays, bisexuales, trasgénero e intersexuales que adelanta las Naciones Unidas y que en Ecuador ha tenido el respaldo del Estado y del colectivo LGBTI.

Consciente de que es una “problemática real en el país y debe ser reflejada”, el parque Qmandá, que se define como un espacio público de respeto, tolerancia e inclusión”, acogerá la muestra un mes con la espectativa de que unas 300.000 personas puedan visitarla, según Laura Ciudad, comunicadora del centro.

Al ver las fotografías sin reparar en las leyendas, el espectador se regala una serie de escenas de mujeres, hombres, viejos y jóvenes, tiernos abrazos, miradas cómplices, carcajadas, imágenes de gente trabajadora, exitosa, en fin, lo cotidiano, pero el letrero explica que es gente a la que se le han negado sus derechos.

La exposición busca mostrar a las personas del colectivo GLBTI (Lesbianas, Gays, Bisexuales, Travestis e Intersex) dentro de sus espacios naturales y derrumbar la imagen estereotipada que les han colgado.

“Se trata de que, como todos nosotros, son parte de la humanidad, son gente con derechos, pero también gente que sufre discriminación y violencia”, dijo a Efe Guillermo Fernández-Maldonado, asesor en Derechos Humanos para el Sistema ONU en Ecuador.

Ello pese a que la Constitución del país apunta que nadie podrá ser discriminado, entre otras, por identidad de género y orientación sexual.

Una encuesta oficial entre 2012 y 2013 a cerca de 3.000 integrantes del colectivo reveló que el 70,9 % reportó que vivió alguna experiencia de discriminación en su entorno familiar.

Fernández-Maldonado destaca que la base constitucional permite una construcción más amplia en lo que es legislación y política pública pero asegura que “todavía hay mucho camino por recorrer” y de hecho, gente del colectivo lucha ahora mismo, por ejemplo, porque se reconozca el matrimonio civil.

Y de luchas saben los integrantes del colectivo que viven en una sociedad en donde la juventud es más abierta y recibe el tema con más naturalidad, frente a algunos mayores que muestran más dificultad al momento de aceptarlos.

Lejos de experiencias extremas que se dan en otros países con la pena de muerte como castigo en caso de homosexualidad, el experto cree que todavía “hay mucho que trabajar” en Ecuador, donde la Constitución dice que la “ley sancionará toda forma de discriminación”.

“Creo que han habido avances en todos los sectores, los mas excluidos y marginados, respecto a las mujeres, de pueblos indígenas, de afrodescendientes y ahora le toca el turno, por fin, a los colectivos GLBTI”, según Fernández-Maldonado.

Es un trabajo mancomunado el que permitirá que, probablemente, sean las próximas generaciones las que pongan la verdadera diferencia y, en ello, el tema de la educación es fundamental, apunta el experto de la ONU que, con la campaña, busca generar una imagen “completamente diferente a la que tenemos en nuestro imaginario respecto” del colectivo.

Cree que muchos tienes una imagen deshumanizada de los integrantes del colectivo. “Hay que retornarles su humanidad y derecho”.

Recordó, por ejemplo que hay quienes piensan que la homosexualidad es una enfermedad o alteración en Ecuador, donde se ha denunciado la existencia de clínicas de supuesta “deshomosexualización” para “corregir”.

“No se trata de una enfermedad, no hay ningún tipo de alteración respecto de cualquier otro ser humano”, dice tajante Fernández-Maldonado, quien cree que por discriminación y violencia “si hay enfermedades y alteraciones, pero no tiene que ver con la opción sexual”.

Precisamente hoy sábado, se conmemora el Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia que recuerda que el 17 de mayo de 1990 la Organización Mundial de la Salud (OMS) dejó de considerar la homosexualidad una enfermedad.