Tráfico | T 68° H 37%

Economía | Latinoamérica | Noticias

Petrolera pública ecuatoriana recibe luz verde para explotar zona amazónica

WUNI News
05/22/2014 3:01 PM

Quito, 22 may (EFE).- El Ministerio del Ambiente de Ecuador allanó hoy el camino para que la empresa pública Petroamazonas pueda iniciar las actividades preparatorias para operar en dos campos de la Amazonía, uno de ellos dentro del Parque Nacional Yasuní, a lo que se oponen grupos ecologistas e indígenas.

La ministra del Ambiente, Lorena Tapia, firmó hoy la licencia ambiental para los campos Tiputini y Tambococha, el primero situado fuera de los límites del Parque Nacional y el segundo dentro.

El Parque Nacional Yasuní es una de las zonas con mayor biodiversidad del mundo y en uno de sus vértices se ha descubierto un gran yacimiento petrolero, conocido como Ishpingo-Tambococha-Tiputini (ITT).

La organización ecologista Yasunidos, que se opone a la explotación de los campos y defiende dejar el petróleo bajo tierra para no dañar el medio ambiente, escribió hoy en Twitter: “Min. de Ambiente firma licencia para explotar Yasuní ITT. Sin consulta, sin democracia”.

Yasunidos, que trató sin éxito este año que el Consejo Nacional Electoral llamase a una consulta popular sobre el asunto, anunció además que va a emprender una campaña llamada “democracia en extinción” en protesta por la decisión del Gobierno de explotar los yacimientos.

El Ministerio de Ambiente señaló en un comunicado que una vez suscrita la licencia ambiental, Petroamazonas EP “podrá iniciar las actividades preparatorias como la instalación de campamentos y la apertura de accesos”.

La licencia ambiental es el único documento que le permite a una empresa empezar a realizar actividades productivas, indicó el Ministerio, la autoridad competente para la emisión de estos permisos tras cumplir varios requisitos, entre ellos, la aprobación de Estudios de Impacto Ambiental y consulta con las comunidades.

Según el Ministerio, se prevé “que hasta marzo de 2016 se obtenga el primer barril de petróleo del campo Tiputini”.

Tapia señaló que su Ministerio es “sólido, con toda la preparación y potencialidad para cuidar y conservar el área protegida más importante y mejor monitoreada del país”.

En la zona, además de los campos Tiputini y Tambococha, está el Ishpingo y la anunciada explotación de los tres ha provocado reclamos de colectivos ciudadanos que exigen que se mantenga el petróleo bajo tierra para no dañar el medioambiente.

El Ministerio no ha hecho referencia en su comunicado al campo Ishpingo.

En su cuenta en Twitter, la ministra de Ambiente invitó “a la ciudadanía a ejercer una veeduría activa” para lo cual, dijo, se ha activado una página de “veeduría ciudadana”.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, ha asegurado que la extracción de petróleo en la zona del Yasuní se efectuará con la mejor tecnología disponible.

La decisión de explotar el petróleo del ITT se anunció una vez que fracasó, por falta de apoyo internacional, según dijo Correa, un proyecto para mantener el crudo bajo tierra.

Ecuador lanzó el proyecto hace seis años en la sede de Naciones Unidas, cuando pidió la “corresponsabilidad” económica de la comunidad internacional para no explotar el crudo del eje ITT, lo que también suponía evitar la emisión a la atmósfera de 407 millones de toneladas de dióxido de carbono, que se generaría con la combustión del hidrocarburo.