Tráfico | T 51° H 61%

Mundo

Dimite el nuevo primer ministro surcoreano por acusaciones de corrupción

WUNI News
05/28/2014 7:21 AM

Seúl, 28 may (EFE).- El nuevo primer ministro surcoreano, Ahn Dae-hee, dimitió hoy por haberse enriquecido supuestamente gracias a su anterior cargo público, seis días después de ser nombrado para suceder al anterior “número dos” del Ejecutivo.

Ahn anunció hoy en una rueda de prensa que renuncia al puesto porque no quiere convertirse “en una carga para el Gobierno”, debido a las críticas recibidas por haberse beneficiado de su anterior cargo público para negocios personales, según informó hoy la agencia local Yonhap.

El exjuez del Tribunal Supremo de 59 años fue elegido primer ministro el pasado jueves por la presidenta surcoreana, Park Geun-hye, y se encontraba a la espera de que el nombramiento fuera respaldado por el Parlamento.

Ahn Dae-hee era la propuesta del Gobierno para sustituir al hasta entonces primer ministro en funciones, Chung Hong-won, que renunció el pasado 27 de abril, once días después del accidente del Sewol, tras “asumir todas las responsabilidades” de la “mala gestión” del Ejecutivo, acosado por las críticas de los familiares de las víctimas y los medios de comunicación.

Ahn, por su parte, ha sido cuestionado por enriquecerse gracias a un despacho de abogados que abrió hace seis meses y cuya actividad se habría visto favorecida por sus contactos y por sus conocimientos como exjuez del Tribunal Supremo.

El exjuez ha puesto su cargo en manos de Park y ha afirmado que donará 1.100 millones de wones (790.000 euros) de euros a organizaciones benéficas.

Su dimisión ha elevado aún más la inestabilidad política que vive Corea del Sur desde el trágico hundimiento el pasado 16 de abril del ferri Sewol, que dejó más de 300 muertos y provocó una fuerte indignación en la sociedad surcoreana por los fallos en los mecanismos de prevención de desastres y por la respuesta de las autoridades.

Park pidió disculpas al país y anunció una reestructuración en su equipo de Gobierno y reformas en diversas áreas para mejorar la seguridad, acabar con “prácticas incorrectas y enfermas en la sociedad y el sector público” y evitar futuros accidentes similares.

Mientras aún quedan por recuperar 16 cadáveres del ferri hundido, Corea del Sur ha vivido un nuevo sobresalto esta madrugada, cuando un incendio en un geriátrico de Jangseong (a unos 300 kilómetros al sur de Seúl) ha provocado 21 muertos y siete heridos, la mayoría ancianos. EFE