Tráfico | T 47° H 100%

Mundo

Testigo inculpa a exjefes de seguridad del expresidente Portillo por peculado

WUNI News
05/28/2014 8:01 PM

Guatemala, 28 may (EFE).- El ex funcionario del gobierno del expresidente guatemalteco Alfonso Portillo (2000-2004) José Armando Llort Quiteño inculpó hoy en un tribunal a dos ex jefes de seguridad de Portillo, enjuiciados por una millonaria malversación de fondos públicos (peculado), informó una fuente oficial.

Llort Quiteño aseguró a través de una videoconferencia desde Nueva York que los militares retirados Jacobo Esdras Salán Sánchez y Napoleón Rojas Méndez transportaron, en marzo de 2001, 3,8 millones de dólares presuntamente sustraídos del Ministerio de la Defensa Nacional, de acuerdo a la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig).

Llort, de nacionalidad salvadoreña, conoció al ex presidente Alfonso Portillo Cabrera a inicios de 1999 y, tras financiar su campaña electoral, el gobernante lo designó como presidente del banco estatal Crédito Hipotecario Nacional (CHN), precisó la Cicig.

El ex funcionario, bajo la protección de la justicia estadounidense como informante en un caso de narcotráfico, facilitó desde su puesto en el CHN operaciones financieras para lavar millones de dólares que procedían del Estado, de acuerdo a la misma fuente.

Llort manifestó que fue el mismo Portillo quien le envió los 3,8 millones de dólares en marzo de 2001 y que los implicados tardaron en llegar al banco a dejar el dinero porque contaron el mismo en la casa del ex mandatario.

Salán Sánchez y Rojas, detenidos en junio y septiembre de 2010, respectivamente, son acusados por el Ministerio Público (MP) de haber participado en la malversación de 120 millones de quetzales (15,4 millones de dólares) de recursos del Ministerio de la Defensa.

El juicio, que inició ayer, se prolongó debido a una serie de acciones interpuestas por los ex jefes de seguridad de Portillo para evitar el debate oral y público.

El Tribunal Segundo Penal comenzó el proceso pese a que los abogados de los imputados plantearon un incidente judicial en el que solicitaron que se les desvincule del caso.

La petición, según explicaron los juristas durante la audiencia, se debe a que Portillo y sus exministros de Defensa y de Finanzas, Eduardo Arévalo y Manuel Maza Castellanos, respectivamente, fueron absueltos del mismo delito en mayo de 2011 luego de ser juzgados.

Según las investigaciones del MP, Sánchez y Rojas participaron en el trasladado de unos 30 millones de quetzales (3,8 millones de dólares) en efectivo del Ministerio de la Defensa hacia el banco del Crédito Hipotecario Nacional (CHN) en 2001.

Esos recursos formaban parte de los 15,4 millones de dólares malversados de la cartera militar durante el Gobierno de Portillo.

Portillo fue condenado el pasado jueves por un tribunal federal de Nueva York a 70 meses de prisión por haber utilizado bancos de Estados Unidos para lavar 2,5 millones de dólares otorgados por Taiwán, dinero que deberá devolver como parte de la sentencia.

La Cicig, establecida en Guatemala en 2007, es una entidad de Organización de Naciones Unidas (ONU) que apoya a la Fiscalía, la Policía y a otras instituciones del Estado en la investigación de delitos cometidos por integrantes de los cuerpos ilegales y aparatos clandestinos de seguridad.