Tráfico | T 47° H 50%

Tenis

Ferrer alcanza los octavos de final de Roland Garros por sexta vez

WUNI News
05/31/2014 9:49 AM
Actualizada: 05/31/2014 9:40 AM

París, 31 may (EFE).- El español David Ferrer, finalista del año pasado en Roland Garros, alcanzó hoy por sexta vez los octavos de final de ese torneo, tras derrotar al italiano Andrea Seppi por 6-2, 7-6(2), 6-3 en 2 horas y 22 minutos.

Ferrer, de 32 años, se mostró muy superior al jugador transalpino, que como en los cinco duelos anteriores no logró ganar un set al español.

El jugador de Jávea sumó de esta forma su victoria número 35 en la tierra batida de París, el Grand Slam en el que ha logrado sus mejores resultados, lo que le convierte en el tercer mejor español en este torneo.

Igualó así a Tommy Robredo, que perdió ayer en tercera ronda contra el estadounidense John Isner. El levantino está a una victoria de igualar a Alex Corretja, segundo de la clasificación, lejos de Rafael Nadal, que a falta de su encuentro de hoy en tercera ronda suma 61 triunfos en París.

Solo en la segunda manga Ferrer pareció tener algún problema y, en dos ocasiones, desaprovechó la ventaja de haber roto el servicio de su rival, lo que llevó a un juego de desempate, donde el español estuvo implacable.

Ferrer se medirá por un puesto en los cuartos de final contra el sudafricano Kevin Anderson, favorito 19, a quien ya ganó en este mismo torneo en tercera ronda el año pasado.

Anderson tuvo una ronda plácida contra el croata Ivo Karlovic, quien se vio obligado a retirarse lesionado a los 43 minutos de juego cuando había perdido el primer set por 6-3.

El sudafricano ganó a Ferrer este año en cuartos de final del torneo de Acapulco y en 2013 en Indian Wells.

Además de en Roland Garros, el español venció al sudafricano en el Abierto de Estados Unidos de 2012.

Ferrer disputó en Roland Garros su única final de un Grand Slam, la que perdió el año pasado frente a Nadal. Antes, jugó los cuartos en 2005 y 2008, mientras que en 2011 cayó en octavos de final.

Esta temporada llegó a París con peores resultados que en la temporada anterior, pero con la gesta de haber derrotado a Nadal sobre tierra batida.

Lo hizo en cuartos de final del Masters 1.000 de Montecarlo, donde cayó en la ronda siguiente contra el suizo Stan Wawrinka, a la postre ganador del torneo.

También alcanzó las semifinales de Madrid, derrotado por el japonés Kei Nishikori, mientras que en Roma se cruzó en su camino el serbio Novak Djokovic en cuartos y no solo pudo ganarle un set.