Tráfico | T 39° H 65%

Mundo

Pyongyang condena a un misionero surcoreano a cadena perpetua y trabajo forzado

WUNI News
05/31/2014 3:19 AM
Actualizada: 05/31/2014 2:11 AM

Seúl, 31 may (EFE).- La justicia de Corea del Norte condenó a un misionero surcoreano a cadena perpetua y trabajos forzados por los delitos de “subversión estatal y espionaje”, informó hoy la agencia estatal surcoreana KCNA.

El Tribunal Supremo norcoreano sentenció así a Kim Jong-uk, quien es descrito por el citado medio como un agente de la inteligencia de Seúl infiltrado en Pyongyang para conspirar contra el régimen que lidera Kim Jong-un.

“El acusado admitió todos sus delitos: actos religiosos antiRPDC (República Popular Democrática de Corea) y dañar malintencionadamente la dignidad del liderazgo supremo de la RPDC en el exterior”, señala la agencia estatal en un comunicado.

El misionero entró de forma ilegal en Corea del Norte con el propósito de establecer una Iglesia clandestina y de recopilar información de los asuntos internos de Pyongyang por lo que ha sido “sentenciado de por vida a trabajos forzados”, añadió la KCNA.

Por su parte, los servicios surcoreanos de inteligencia han insistido en que Kim -detenido por las autoridades norcoreanas el pasado mes de octubre- no es un agente infiltrado, según informó la agencia local Yonhap.

El acusado ya había trabajado anteriormente como misionero en una localidad fronteriza con China, según las autoridades surcoreanas, que no han divulgado su edad ni otros datos personales.