Tráfico | T 47° H 100%

Economía

El gobierno alemán defiende el salario mínimo frente a los “sueldos dumpling”

WUNI News
06/05/2014 4:36 AM

Berlín, 5 jun (EFE).- La ministra alemana de Trabajo, la socialdemócrata Andrea Nahles, defendió hoy ante el Parlamento federal (Bundstag) la implantación de un salario mínimo interprofesional en Alemania como medida para luchar contra los “sueldos dumping”.

“Cinco millones de personas trabajan en condiciones de sueldo dumping. Sin un salario mínimo interprofesional no vamos a conseguir que se les pague decentemente por su trabajo”, afirmó la ministra, al defender ante la cámara, en primera lectura, su proyecto de ley.

La regulación garantizará un sueldo mínimo de 8,5 euros por hora, aunque quedarán excluidos los desempleados de larga duración que encuentren trabajo, durante sus primeros seis meses de contrato, así como los menores de 18 años sin titulación y becarios en formación.

Con estas excepciones se pretende favorecer la reincorporación al mercado laboral de los llamados desempleados crónicos, así como evitar que los jóvenes se precipiten a buscar empleo en lugar de completar su periodo de formación y sin la conveniente capacitación.

La implantación de un salario mínimo, que existe en 21 de los 28 países miembros de la Unión Europea (UE) pero no en Alemania, fue la principal condición del Partido Socialdemócrata (SPD) para firmar un pacto de coalición con las filas conservadoras de la canciller Angela Merkel.

De acuerdo con los planes de Nahles, el proyecto de ley debe superar el trámite parlamentario antes de la pausa estival y entrar en vigor a principios de 2015.

Se estima que unos ocho millones de ciudadanos trabajan a sueldos bajos o muy bajos en Alemania, sea porque lo hacen en régimen de mini-empleo -hasta 40 horas al mes- o porque pese a hacerlo a jornada completa están percibiendo salarios considerados mínimos.

Se calcula que la implantación de un salario mínimo interprofesional rescatará de esta situación a un cómputo de 3,5 millones de trabajadores, en su mayoría empleados en el sector servicios, gastronomía, comercio minorista o peluquería, entre otros gremios.