Tráfico | T 56° H 93%

puerto rico hoy

Puerto Rico celebra los 122 años de la elaboración de su bandera

WUNI News
06/11/2014 12:53 PM
Actualizada: 06/11/2014 1:30 PM

San Juan, 11 jun (EFEUSA).- Un día como hoy, hace 122 años, el periodista y político independentista puertorriqueño Antonio Vélez Alvarado (1864-1948) diseñó y creó la bandera de la isla, conocida como “la monoestrellada”.

Para celebrar este aniversario y reconocer la relevancia histórica de la labor que hizo Vélez Alvarado hace más de un siglo en Nueva York, la Asociación Manatieña de Amigos de la Bandera Puertorriqueña, dirigida por Teresa Vélez, ha organizado una jornada de celebraciones.

“Esto es lo que nos representa como pueblo, lo que nos identifica en cualquier lugar del mundo, igual que a otros países”, destacó Vélez en entrevista hoy con Efe sobre la insignia que elaboró Vélez Alvarado, nacido y criado en Manatí, al norte de Puerto Rico.

Según el historiador Ovidio Dávila, un 11 de junio de 1892, Vélez Alvarado, quien se encontraba en Nueva York exiliado del Gobierno español en Puerto Rico, y reconociendo que la isla no tenía bandera, se fijó en la de Cuba y diseñó una para su isla invirtiendo los colores.

Así, la bandera cubana tiene un triángulo de color rojo y una estrella blanca sola, mientras que tres de sus cinco franjas son azules y dos blancas.

La puertorriqueña tiene la figura geométrica azul, la estrella blanca, y sus franjas son tres rojas y dos blancas.

Esta similitud se asocia a la famosa frase de la poeta puertorriqueña Lola Rodríguez de Tió (1843-1924), quien dijo que Cuba y Puerto Rico eran “de un pájaro las dos alas”.

Según relató a Efe la responsable de la citada asociación, “Vélez Alvarado buscó inmediatamente unos papeles de ceda, en los que dibujó una pequeña bandera, como él se la imaginó”.

“Luego acudió al apartamento de su vecina Micaela Dalmau, en el número 221 de la calle 23 en Manhattan”, donde ella estaba cenando con el revolucionario cubano José Martí como invitado”, explicó.

Durante un tiempo, los independentistas no supieron si decidirse por la bandera de Vélez Alvarado o la que los nacionalistas habían utilizado hasta entonces, la del pueblo de Lares, donde en 1868 se había producido un levantamiento frustrado contra los colonos españoles.

El revolucionario boricua Ramón Emeterio Betances dio finalmente el visto bueno para la nueva bandera “monoestrellada” y el 22 de diciembre de 1895 la Sección de Puerto Rico del Partido Revolucionario Cubano la izó por primera vez en el Chinney Corner Hall de Nueva York.

Es en esta fecha que el Ateneo Puertorriqueño en San Juan festeja el Día de la Bandera de Puerto Rico, pese a que, según los historiadores, habían nacido más de tres años antes.

Durante décadas, el emblema estuvo prohibido por EE.UU. y muchos boricuas conocieron la cárcel por exhibir la “monoestrellada” en público o incluso en la intimidad de sus residencias.

“Vemos que los historiadores aún discuten los colores de la bandera, de si el triángulo es color azul celeste o añil”, indicó la organizadora de los festejos que desde hace 22 años se celebran en Manatí, aunque dijo que la tradición la comenzó el líder independentista puertorriqueño Pedro Albizu Campos en la década de 1930.

Popularmente, el azul más claro se identifica con la corriente más independentista, mientras que el más oscuro, parecido al de la bandera de EE.UU., se asocia al interés anexionista que aboga por la conversión de Puerto Rico en un estado más del país norteamericano.

Vélez reconoció que la bandera puertorriqueña “representa nuestra identidad como pueblo”, y recordó que normalmente los atletas puertorriqueños la exhiben con fervor.

“No tienes que hablar otros idiomas para llegar a otro lugar y saber que esa es tu representación”, resaltó Vélez sobre un estandarte que en dos ocasiones ha sido enviado al espacio en expediciones de la NASA.

El 25 de octubre de 1977, un grupo de puertorriqueños tomó la Estatua de la Libertad en Nueva York para reclamar la libertad de los presos independentistas en EE.UU. y durante 19 horas también ondeó una gran bandera boricua sobre el monumento.

En 1998, causó cierta controversia entre los puertorriqueños la quema de la bandera durante un episodio de la serie estadounidense “Seinfeld”.

En 2000, el ambientalista Alberto de Jesús, conocido como Tito Kayak y acompañado de la bandera boricua, volvió a tomar la Estatua de la Libertad, sobre cuya frente desplegó una pancarta en la que reclamaba la salida de la Marina de Guerra de EE.UU. de la isla puertorriqueña de Vieques.