Tráfico | T 50° H 43%

Inmigración

El presidente salvadoreño abogará ante Biden por una reforma migratoria en EE.UU.

WUNI News
06/17/2014 5:50 PM
Actualizada: 06/17/2014 6:55 PM

San Salvador, 17 jun (EFE).- El gobernante salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, afirmó hoy que abogará el próximo viernes en Guatemala ante el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, por una reforma migratoria que facilite la reunificación familiar y evite que miles de menores centroamericanos viajen solos a ese país.

Sánchez Cerén confirmó a periodistas que asistirá a la reunión con Biden en Guatemala, junto a su homólogo de este país vecino, Otto Pérez Molina, y al coordinador general del Gobierno de Honduras, Jorge Ramón Hernández, para abordar el problema de los menores centroamericanos retenidos en EE.UU. al intentar cruzar solos la frontera.

La mayoría de los miles de menores que han llegado solos a Estados Unidos en los últimos meses proceden de Guatemala, El Salvador y Honduras.

“Voy a asistir a esa reunión” y “dentro de los temas que yo pienso abordar está la necesidad de una reforma migratoria porque esos niños se ven obligados a buscar a sus familias, lo que están tratando (de lograr) es un proceso de reunificación familiar”, argumentó el presidente salvadoreño.

“Es importante insistir en que en Estados Unidos se debería dar una verdadera reforma migratoria, donde la reunificación familiar pueda ser algo que se logre con los mejores mecanismos posibles”, señaló Sánchez Cerén.

“Vamos a plantear al vicepresidente de Estados Unidos que se tome en cuenta buscar mecanismos jurídicos, que se puedan hacer procesos ordenados de reunificación familiar”, puntualizó.

Sánchez Cerén apuntó que su Gobierno se ha movilizado en los últimos días, a través de la Cancillería y otras instituciones, para auxiliar a al menos 379 menores salvadoreños que se encuentran en albergues en Arizona (EE.UU.).

Según autoridades estadounidenses, en el año fiscal 2013 que concluyó en septiembre pasado, la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) registró unos 24.000 niños de El Salvador, Guatemala y Honduras que cruzaron la frontera sin compañía.

Para mayo del actual ejercicio fiscal el número se había incrementado hasta los 47.000, sobre todo en la zona de Río Grande (Texas), añade un informe de la CBP.

Muchos de esos menores viajan, solos o con traficantes de indocumentados, llamados por sus padres para reunirse con ellos en Estados Unidos o huyen del clima de violencia en sus países, propiciado sobre todo por las pandillas, según autoridades locales.

El presidente salvadoreño adelantó que también prevé abordar con Biden en Guatemala asuntos bilaterales como las relaciones comerciales y los programas de ayuda que Estados Unidos destina a El Salvador.

Sánchez Cerén hizo sus declaraciones al salir de una funeraria local a donde llegó a dar el pésame a su ministra de Medio Ambiente, Lina Pohl, por la muerte de su madre.