Tráfico | T 48° H 61%

Salud

Un estudio advierte de que el virus H7N9 podría extenderse a India y sureste de Asia

WUNI News
06/17/2014 12:14 PM
Actualizada: 06/17/2014 3:40 PM

Pekín, 17 jun (EFE).- Una investigación conducida por instituciones científicas de China, Reino Unido y Bélgica advierte de que el virus H7N9 de la gripe aviar, con un alto índice de mortalidad, podría extenderse del territorio chino a otras zonas de Asia, como India, Bangladesh, Vietnam, Indonesia o Filipinas.

El estudio, realizado por el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de China, la Universidad Libre de Bruselas, la Universidad de Oxford y el Instituto de Investigación Ganadera Internacional, elabora un mapa con zonas de riesgo teniendo en cuenta los factores que han influido en la extensión del virus.

De este modo el estudio, que hoy publica la revista especializada “Nature Communications”, determina que el H7N9, del que ha habido 429 casos en humanos desde su aparición en 2013 (más de un centenar fallecieron), se expande principalmente en zonas con alta densidad de mercados de aves vivas, especialmente en áreas próximas a grandes ciudades o en urbes de tamaño medio.

Sin embargo, el virus no parece vinculado a zonas de alta producción aviar, como demuestra el hecho que el noreste chino, región donde se encuentran algunas de las mayores granjas avícolas de China, no registró apenas casos de H7N9.

Extrapolando estos y otros datos, la investigación elabora un mapa de zonas en peligro, con especiales zonas de riesgo en el área de Bengala (India y Bangladesh), los deltas de los ríos Mekong y Rojo (Vietnam) y zonas aisladas de Filipinas e Indonesia.

“No estamos diciendo que son las áreas donde esperamos que vaya a haber infecciones, sino que la alta concentración de mercados de aves las convierte en especialmente ‘idóneas’ para la infección, y saber esto puede ayudar a las labores de prevención”, destacó el epidemiólogo de la Universidad Libre de Bruselas Marius Gilbert, director del estudio.

Uno de los grandes desafíos del virus, aparte de su alto índice de mortalidad -aunque su índice de infección en humanos siga siendo bajo- es el hecho de que las aves portadoras del H7N9 apenas muestran síntomas, a diferencia de cepas que en años pasados causaron similares alertas sanitarias, como el H5N1.

“Ello significa que puede propagarse ‘silenciosamente’ entre poblaciones de aves, mucho antes de que la gente enferme”, destaca el estudio, que, si bien hace predicciones de potencial extensión geográfica de la enfermedad, no prevé en qué tiempo podría producirse tal expansión.

“El modelo es puramente espacial (…) y nos dice dónde tendría el virus mayor oportunidad de persistir si llega a introducirse”, destacó Gilbert en declaraciones a Efe.

El estudio, en el que se subraya que China “ha llevado a cabo esfuerzos de control (del virus) notablemente estrictos”, también ha contado con la colaboración de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Etiquetas