Tráfico | T 46° H 83%

México

El Congreso mexicano elimina la polémica compensación a los magistrados electorales

WUNI News
06/19/2014 11:40 PM

México, 19 jun (EFE).- El Congreso mexicano derogó hoy una polémica ley que otorgaba a los magistrados electorales una compensación al término de gestión, llamada “haber de retiro”, que constituía uno de los temas centrales del periodo extraordinario abierto este jueves.

La Cámara de Diputados y el Senado abrieron el periodo extraordinario de sesiones, que también tiene en su agenda la modificación de leyes sobre partidos políticos y delitos electorales como parte de la legislación secundaria de la reforma político-electoral.

La inclusión del “haber de retiro” para los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) formaba parte de la Ley Orgánica de la Justicia, aprobada en mayo en un periodo extraordinario pero que fue cuestionada por diversos sectores del país.

Ambas cámaras legislativas votaron este jueves por separado y por mayoría el dictamen por el que se deroga dicho privilegio, que se había incluido en la reforma político-electoral aprobada apenas en abril pasado por el Legislativo.

Primero fue en la Cámara de Diputados, donde Ricardo Monreal, coordinador del Movimiento Ciudadano, señaló que fue la presión e inconformidad social lo que obligó a los partidos a dar marcha atrás con “lo aprobado al vapor” en el pasado periodo extraordinario.

Más tarde el Senado recibió y avaló también por mayoría la decisión de los diputados.

El senador Miguel Ángel Chico, del gobernante Parido Revolucionario Institucional (PRI), señaló que la derogación se envió al Ejecutivo federal para su publicación.

Chico señaló que la polémica surgida en torno a este beneficio “sin duda alguna ha resultado sensible para la sociedad mexicana. No obstante, como legisladores y representantes de los mexicanos hemos tomado cartas en el asunto”.

Actualmente sólo los magistrados de la Corte Suprema tienen derecho a una pensión vitalicia del 100 % de su salario los dos primeros años luego de que concluye su mandato, y del 80 % en adelante.