Tráfico | T 51° H 63%

puerto rico hoy

Senador demócrata por Hawai suma su apoyo a plan de adhesión de Puerto Rico

WUNI News
06/20/2014 4:41 PM
Actualizada: 06/20/2014 5:08 PM

San Juan, 20 jun (EFE).- El senador demócrata hawaiano, Brian Schatz, ha sumado su apoyo al proyecto de Ley por el que se establece el camino para la adhesión de Puerto Rico como un estado más de EE.UU., al igual que hiciera Hawai hace ya 55 años.

Así lo anunció hoy el comisionado de Puerto Rico residente en Washington, Pedro Pierluisi, quien agradeció la unión de Schatz como coauspiciador del Proyecto del Senado federal 2020, presentado por el senador demócrata por Nuevo México Martin Heinrich en febrero pasado.

“Su apoyo es especialmente significativo debido a que Hawai fue el último territorio que se convirtió en estado”, recordó Pierluisi, líder de la oposición puertorriqueña, cuyo partido aboga por la adhesión a EE.UU. de Puerto Rico.

Hawai, al igual que Alaska, fue admitido como estado de EE.UU. en 1959, después de un voto parlamentario al respecto.

Las dos representantes de Hawai en la Cámara federal de Representantes, Colleen Hanabusa y Tulsi Gabbard, también son coauspiciadoras del proyecto, así como el congresista Don Young, el único portavoz de Alaska en esa cámara.

Recientemente, además, el proyecto -idéntico a otro que presentó Pierluisi en mayo del año pasado y que cuenta ya con 131 firmas- recibió el endoso del congresista demócrata por Texas Rubén Hijonosa, presidente del Caucus Hispano Congresional.

En total, y siempre según los datos de Pierluisi, 18 de los 25 miembros de la Cámara federal de Representantes que forman parte del Caucus Hispano Congresional son coauspiciadores del HR 2000, lo que supone casi el 75 por ciento.

También auspician la medida Filemon Vela de Texas, demócrata hispano que no es miembro del Caucus Hispano, y tres republicanos hispanos: Raúl Labrador (Idaho), Ileana Ros Lethinen (Florida) y Mario Díaz Balart (Florida).

Ambos proyectos “parten de la premisa incuestionable de que la ‘estadidad’ (adhesión) ganó el plebiscito de noviembre de 2012″, explicó hoy Pierluisi.

“Las medidas proveen para que se lleve a cabo una votación en la isla sobre la admisión como estado del territorio y le requiere al presidente y al Congreso tomar pasos específicos, en el caso de que la mayoría de los votantes favorezca la admisión”, añadió.

Recientemente se aprobó una ley federal que asigna 2,5 millones de dólares para llevar acabo en Puerto Rico la primera consulta en la historia avalada a nivel federal para resolver de una vez la cuestión del estatus político de Puerto Rico.

“La ley no especifica cómo debe ser estructurada la papeleta, pero sí requiere que el Departamento de Justicia federal se asegure de que cualquier opción que aparezca en la papeleta sea compatible con la ley y política pública de EE.UU.”, recordó hoy el político puertorriqueño.

Pierluisi ha reclamado al Gobierno de la isla -que aboga por mantener el estatus actual, con algunas modificaciones- que utilice los fondos disponibles para llevar a cabo la votación y que no incurran en más “tácticas dilatorias”.