Tráfico | T 48° H 100%

Fútbol | Latinoamérica

Vecinos de la primera favela pacificada de Brasil piden más inversiones

WUNI News
06/26/2014 8:21 PM

Río de Janeiro, 26 jun (EFE).- Varios vecinos de la primera favela que fue pacificada en Brasil, la de Santa Marta, en el barrio de Botafogo, de Río de Janeiro, pidieron hoy más inversiones de la administración municipal y que se mire “más por los intereses de los residentes que por los de los turistas”, dijeron.

Uno de ellos, Vítor Lira, que hoy estuvo al frente de una visita guiada a periodistas, organizada por el Comité Popular del Mundial (contrario a la FIFA y al Gobierno brasileño), aseguró que “se ha instaurado un modelo de negocio en Santa Marta, que no interesa a los vecinos”.

Dijo que “las inversiones que se han hecho son para atraer a turistas y a la empresa privada, pero no para mejorar la vida de los residentes de toda la vida”.

Lira lamentó que, en su opinión, el estado de Río de Janeiro, responsable de la instalación de Unidades de Policía Pacificadora (UPP) para quitar el poder a los narcotraficantes, “no se preocupa del lado social, sino que solamente mira por la seguridad” y añadió que, para él, la llamada pacificación “no tiene nada de bueno”.

“Están construyendo estadios a costa de los presupuestos para políticas sociales, educación, sanidad y cultura”, expresó.

Este activista de 33 años, que en su discurso critica duramente a la administración de la ciudad, admitió que ha sido “amenazado de muerte por defender los derechos de los vecinos de Santa Marta”.

Afirmó no saber exactamente de dónde vienen las amenazas, aunque asegura que “es fácil de imaginar” y dijo que incluso no puede indicar a los periodistas dónde él vive exactamente “por motivos de seguridad”.

Sobre la organización del Mundial de fútbol, que se desarrolla en doce ciudades de Brasil hasta el próximo 13 de julio, aseguró que “los grandes eventos no llegan a las favelas, porque un residente no puede comprar una entrada para ir a ver un partido en el Maracaná”.

“El Mundial solamente sirve para promocionar las grandes marcas y las grandes estrellas del fútbol, pero no trae nada bueno para el pueblo, porque si lo trajera no se organizarían las manifestaciones que se ven estos días en las calles”, concluyó.

El presupuesto de los doce estadios del Mundial de Brasil 2014 asciende a 8.005,2 millones de reales (unos 3.605 millones de dólares), según el balance oficial más reciente.