Tráfico | T 48° H 77%

Inmigración | Nacionales

El presidente de Univisión le pide a Obama actuar ante la crisis de los menores inmigrantes

WUNI News
06/27/2014 4:00 PM
Actualizada: 06/27/2014 4:51 PM

Nueva York, 27 jun (EFE).- El presidente de Univision, Randy Falco, escribió hoy al presidente estadounidense, Barack Obama, para pedirle una respuesta adecuada a la crisis humanitaria provocada por la llegada masiva de niños indocumentados procedentes de Centroamérica.

“Debemos unirnos como nación y tratar a estos menores como lo haríamos si fuesen damnificados de un desastre natural”, indicó Falco en una carta remitida a Obama.

El presidente y director ejecutivo de Univision consideró que Estados Unidos está dando a esta nueva ola de inmigrantes un tratamiento contrario a los valores sobre los que se construyó el país.

“Esta forma de proceder no representa a nuestro Estados Unidos”, indicó Falco, quien urgió a “actuar ahora mismo para proteger” a los menores.

“Esto no se trata de la reforma migratoria y no al recalcar que la situación es “una crisis humanitaria en la que muchos de los refugiados son menores de edad”.

Según explicó, es algo a lo que también se enfrentan otros países del mundo, por lo que “la respuesta de Estados Unidos a esta crisis es de importancia vital”.

“No nos equivoquemos: el mundo está mirando”, advirtió Falco, quien consideró que el país debe hacerse “preguntas difíciles”.

“¿Por qué no estamos permitiendo que organizaciones como la Cruz Roja y otros grupos humanitarios brinden su apoyo como lo hacen cuando hay desastres naturales? ¿En qué condiciones están viviendo estos niños pequeños e indefensos? ¿Cómo estamos asegurándonos de que estén a salvo y bien cuidados dentro y fuera de los albergues”, planteó.

El responsable de Univision instó a Obama a convocar a los sectores privados, públicos y sin fines de lucro para que ayuden a aliviar la crisis, que está creciendo rápidamente.

“Lo invito, como líder de nuestro gran país, a darles prioridad a esos niños y demostrarle al mundo que los principios y cimientos de Estados Unidos no han cambiado en lo absoluto”, concluyó Falco su misiva.

La llegada de menores indocumentados a Estados Unidos desde países centroamericanos se ha multiplicado en los últimos meses, acumulando alrededor de 50.000 casos en lo que va de año.