Tráfico | T 47° H 71%

Mundo

La CorteIDH archiva el caso sobre supuesta persecución a abogado en Venezuela

WUNI News
07/01/2014 8:11 PM

San José, 1 jul (EFE).- La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) archivó un caso contra Venezuela relacionado con una supuesta persecución política contra el abogado Allan Brewer, quien presuntamente participó en el golpe de Estado que 2002 sacó por unas horas del poder al entonces presidente Hugo Chávez.

La CorteIDH, con sede en Costa Rica, publicó hoy en su página de internet la sentencia con fecha del 26 de mayo y notificada este martes a las partes, en la que afirma que el caso queda archivado, ya que no se agotaron lo recursos legales internos en Venezuela.

La decisión fue tomada en una votación de cuatro a dos, indica el fallo.

La Corte consideró que en este caso el proceso penal interno de Venezuela se encuentra en etapa intermedia, y que “el principal obstáculo para que avance el proceso es la ausencia del señor Brewer”.

La sentencia de la CorteIDH indica que Brewer salió de Venezuela en 2005 antes de que fuera acusado y de que se le citara a una audiencia preliminar acerca de su supuesta participación en el golpe de Estado contra Chávez.

A partir de allí, debido a la ausencia de Brewer en Venezuela, la audiencia se aplazó numerosas veces y en junio de 2006 un juzgado emitió una orden de captura, agrega el fallo.

Al abogado se le acusó en Venezuela en 2005 de ser el autor material e intelectual e instruir la redacción del decreto mediante el cual se abolieron los poderes constituidos de Venezuela durante el golpe de Estado contra Chávez, y por el que asumió el poder temporalmente el empresario Pedro Carmona.

La audiencia pública por ese caso se llevó a cabo en septiembre pasado en la sede de la CorteIDH en Costa Rica, en la cual los jueces escucharon el testimonio de Brewer, quien reside en Estados Unidos desde 2005.

Ese día, el abogado afirmó que es víctima de persecución política del Gobierno de su país y que no regresó a Venezuela porque no existen garantías de la imparcialidad de los jueces.

La demanda de Brewer acusaba al Estado por presuntas violaciones a sus derechos de garantía y protección judicial.

Ese es uno de los últimos casos que enfrentaba Venezuela en la CorteIDH, ya que el año pasado oficializó su salida del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, al considerar que sus instituciones persiguen a los gobiernos “progresistas” y están manipuladas por Estados Unidos.

A fines de mayo pasado, Venezuela acudió a su última audiencia ante la CorteIDH por un demanda relacionada a la no renovación de la concesión al medio de comunicación Radio Caracas Televisión (RCTV), aparentemente debido a su línea editorial contraria al Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro.

La CorteIDH es un organismo autónomo de la Organización de Estados Americanos (OEA).