Tráfico | T 45° H 74%

Otros Deportes

Gatlin y Alonso Edward deslucen los regresos de Gay y Blake

WUNI News
07/03/2014 5:21 PM

Redacción deportes, 3 jul(EFE).- El estadounidense Justin Gatlin y el panameño Alonso Edward deslucieron hoy en Lausana el regreso a las pistas del norteamericano Tyson Gay, segundo atleta más rápido de la historia (9.69) y del jamaicano Yohan Blake, subcampeón olímpico de 100 y 200.

El récord mundial de altura (2,45), en poder del cubano Javier Sotomayor desde hace 21 años, sobrevivió a un nuevo ataque del ucraniano Bohdan Bondarenko, campeón mundial, que intentó sin éxito los 2,46 cuando ya estaba solo en el concurso después de haber superado el listón en 2,42.

Gay y Blake volvían después de un año de inactividad, el primero por dopaje y el segundo por lesión. Los dos corrieron la misma suerte, la derrota, aunque el estadounidense al menos terminó segundo.

Gatlin, subcampeón mundial de 100 metros, estableció una nueva mejor marca mundial del año (9.80) e infligió una contundente derrota a Tyson Gay, segundo con 9.93.

Gay fue suspendido por dos años tras dar positivo por anabolizantes pero vio reducida a la mitad su sanción por colaborar con la Agencia Estadounidense Antidopaje (USADA) y cumplió su sanción el mes pasado.

La carrera de 100 metros alineó en la salida, curiosamente, a tres estadounidenses con antecedentes por dopaje: en la calle dos Gay, en la tres Michael Rodgers y en la cuatro Gatlin. A la meta llegaron en orden inverso. Con el jamaicano Usain Bolt en año sabático, Gatlin permanece invicto esta temporada y recupera el primer puesto en el ránking mundial que había cedido al trinitense Richard Thompson.

En 200, Blake, campeón mundial de 100 en 2011 (tras la descalificación de Bolt por salida falsa) nunca estuvo entre los mejores. Alonso Edward, con su mejor registro del año (19.84), entró por delante del jamaicano Nickel Ashmeade (20.06) y del francés Christophe Lemaitre (20.11). Un desconocido Blake sólo fue sexto con 20.48.

El concurso de altura respondió a las expectativas pero no hubo récord pese a que en la contienda había cinco atletas del club de los 2,40, al que se sumó un sexto, el ucraniano Andriy Protsenko.

El primero de junio de 2013 el catarí Mutaz Essa Barshim, con un salto de 2,40 en Eugene (EEUU), prendió la mecha de un persistente ataque al récord mundial de Javier Sotomayor, inalterable desde el 27 de julio de 1993 cuando saltó 2,45 en Salamanca.

Hasta que lo hizo Barshim, nadie había superado durante trece años el muro de los 2,40. En lo que va de temporada dos atletas -el propio Barshim y el ucraniano Bohdan Bondarenko- han saltado 2,42 y el ruso Ivan Ukhov 2,41. Los tres se han familiarizado ya con el listón situado a 2,46 metros de altura.

Bondarenko, campeón mundial al aire libre, y Barshim, titular en sala, venían de saltar 2,42 en Nueva York, donde no estuvo el campeón olímpico, Ivan Ukhov. En Lausana estaba los tres, pero Barshim y Ukhov se quedaron en 2,38 Protsenko cayó después de haber saltado 2,40 y Bondarenko volvió a fallar frente al récord.

La trinitense Michelle-Lee Ahye batió por milésimas a la marfileña Murielle Ahoure en la carrera de 100 metros. La foto de llegada atribuyó a las dos la misma marca (10.98), que para la segunda es la mejor del año.

En 400 metros, el duelo entre el titular olímpico, el granadense Kirani James, y el campeón mundial, el estadounidense LaShawn Merritt, se decantó del lado del primero. Llegaron emparejados a la recta, hombro con hombro, y sólo en los diez últimos metros Merrit hubo de inclinarse ante su joven adversario.

James, de 21 años, se impuso con un tiempo de 43.74, la mejor marca mundial del año, récord de la reunión y de la Liga de Diamante.

En 3.000 metros la etíope Genzebe Dibaba sufrió una nueva derrota. Después de su gloriosa campaña en pista cubierta, en la que batió los récords mundiales de 1.500, 3.000 y dos millas, la etíope debutó al aire libre con un sexto puesto en Doha. Hoy parecía tener la carrera controlada, cuando tomó la cabeza al entrar en el último giro, pero en la última recta cedió ante la keniana Mercy Cherono, subcampeona mundial de 5.000, que venció con 8:50.24.

El puertorriqueño Javier Culson, dos veces subcampeón mundial de 400 metros vallas, ratificó su hegemonía del año con una victoria (48.32) sobre el estadounidense Michael Tinsley (48.40), subcampeón olímpico. El dominicano Félix Sánchez, doble campeón olímpico y también mundial, llegó cuarto con 49.08.

La colombiana Caterine Ibargüen, campeona mundial y subcampeona olímpica de triple salto, alargó su racha victoriosa, que dura ya dos años, al imponerse con un salto de 14,87 que iguala su propia mejor marca mundial del año.

La última derrota de Ibargüen se produjo el 5 de agosto del 2012, cuando fue batida en la final olímpica de Londres por la kazaja Olga Rypakova, que saltó 14,98 metros frente a los 14,80 de la sudamericana.