Tráfico | T 42° H 89%

Otros Deportes

Hinault cree que “Froome y Contador están al mismo nivel”

WUNI News
07/04/2014 8:41 AM

Leeds (Reino Unido), 4 jul (EFE).- Asentado en la experiencia de sus cinco triunfos en el Tour de Francia y de ser un observador avezado del ciclismo actual, el francés Bernard Hinault analiza para Efe la carrera que comienza mañana en Leeds, en la que augura un cerrado duelo entre el británico Chris Froome y el español Alberto Contador.

“No veo que ninguno de los dos esté por encima del otro, están al mismo nivel. Al menos por lo que hemos visto hasta el momento. En la Dauphiné quedó claro que Froome no es invencible”, asegura el bretón a punto de cumplir 60 años.

“Creo que este Tour será una gran batalla entre ellos”, añade el hombre que no pierde detalle de la ronda gala desde que hace 29 años ganó por última vez la carrera, el mismo año en el que en Kenia nació Froome.

Hinault, sin embargo, le pone un “pero” al británico, al que considera que no atesora la suficiente experiencia para afrontar con garantías los tramos adoquinados de la quinta etapa, entre Ypres y Arenberg, que han tomado prestados a la París-Roubaix.

“No creo que esté bien preparado para afrontar esos tramos. Creo que los ha entrenado, pero no estoy seguro de que haya competido lo suficiente en ese terreno. A veces es mejor ceder un poco de tiempo y llegar en buenas condiciones, que arriesgar y caerte”, avisa.

El recorrido, señala “El Tejón”, también da cierta ventaja al madrileño “a condición de que sepa aprovecharlo, de que no espere al último puerto para atacar”.

“La última contrarreloj es muy dura, pero para entonces puede que el Tour ya esté decidido. Todo depende de qué tipo de carrera planteen. Posibilidades hay muchas. Veremos si también fuerzas”, indica.

A Hinault no le ha sorprendido el retorno de Contador a su mejor nivel tras un año 2013 en blanco, que el bretón achaca a la falta de ritmo por haber estado sin competir, por sanción, la temporada anterior.

“El año pasado pagó todavía el castigo del anterior, le faltaba la competición. En 2013 corrió y este año está en su mejor nivel. Conozco bien este tipo de circunstancias. A mi me pasó en el 84 contra Fillon. No podía competir porque el año antes no había corrido. Hice lo que pude y perdí. Pero al año siguiente, con el ritmo adecuado y en plenitud de forma, gané. Hace falta casi tanto tiempo para recuperar la totalidad de tus medios que el tiempo que has estado parado”, analiza.

Algo que Hinault asegura que ha hecho Contador, como se puso de manifiesto en la Dauphiné, donde plantó cara a Froome, pero también en la Tirreno-Adriática o la Vuelta al País Vasco.

El gesto de Hinault se tuerce, sin embargo, cuando habla de la ausencia del colombiano Nairo Quintana, segundo del año pasado pero cuyo equipo ha preferido esta temporada apostar por el Giro y la Vuelta.

“Es una pena que no esté después de lo que pasó el año pasado, más aún cuando creo que este Tour le viene mejor. Hubiera podido aprovecharse de la rivalidad entre Froome y Contador, que están al mismo nivel, para poder ganar etapas o incluso el Tour. Con Valverde como apoyo”, dice.

“Y lo peor es que él quería hacer el Tour, que es la carrera más grande del mundo”, agrega en un dardo lanzado al equipo Movistar, al que responsabiliza de su ausencia.

El francés reserva un capítulo especial para Alejandro Valverde, “el más experimentado” de los favoritos, al que tiene ganas de ver este año en el Tour.

“El año pasado hubiera subido al podium si no comete una torpeza. Yo no creo que el hecho de que tenga 34 años sea un problema para ganar el Tour. Pero tiene que estar plenamente concentrado”, señala.

Entre los otros pretendientes, Hinault destaca al italiano Vincezo Nibali, “por su habilidad descendiendo, que puede ser la sorpresa en muchos sitios”.

Pero también cita a los estadounidenses Andrew Talanski, ganador de la pasada Dauphiné, y Tejai van Garderen.

Sobre el español Joaquín “Purito” Rodríguez señala que “su tercer puesto del año pasado es una prueba de su abnegación, pero esta temporada todavía no ha mostrado nada”.

“Habrá que ver también cómo se desarrolla la carrera. Cuando ataquen estos segundos espadas, ¿qué equipo saldrá a controlar? El año pasado fue el de Froome, pero este año quizá tenga que compartir el peso con el Tinkoff. Ya tengo ganas de que empiece para verlo”, concluye.