Tráfico | T 35° H 50%

Mundo

Festival gastronómico SOFO de San Juan incluye el pez león entre sus platos

WUNI News
08/06/2014 12:45 PM

San Juan, 6 ago (EFEUSA).- La decimoctava edición del festival gastronómico “Old San Juan Sofo Culinary Fest”, que se celebrará entre los próximos días 14 y 17, incluye el pez león -muy venenoso y que amenaza el ecosistema de Puerto Rico- en la oferta de los restaurantes que participan en la cita gastronómica.

El Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) informó hoy en un comunicado de que la presencia del pez león en la carta de los restaurantes tiene por objetivo crear un mercado consumidor y contribuir, a la vez, a un balance ecológico en la zona.

Como parte del festival, un grupo de cocineros de los restaurantes Aguaviva, Sophia’s, Cueva del Mar, Al dente, Pirilo y Hotel Casa Blanca que participarán de la cita recibió adiestramiento sobre cómo preparar sus platos con el pez león.

La secretaria del DRNA, Carmen Guerrero Pérez, indicó que el pez león es una especie invasora que amenaza las especies marinas y arrecifes de coral de la isla caribeña, por lo que es necesario controlar su población.

“Desde 2002 el pez león se convirtió en un gran problema de manejo y de conservación por su sorprendente capacidad reproductiva, el alto consumo de peces locales y porque no tiene depredador que ayude a mantener el balance ecológico”, dijo.

Detalló que el pez león pone entre 15.000 a 30.000 huevos, se reproduce cada cuatro días, se come crías de especies de langostas, cangrejos y peces como el mero y el chillo.

Agregó que el animal consume 4,5 libras (2 kilos) de presas por hectáreas por día y mata los corales, lo que representa un problema para la pesca y la economía.

“Es importante crear un mercado gastronómico en Puerto Rico para fomentar su consumo y así reducir su presencia en nuestros ecosistemas marinos”, aconsejó Guerrero.

Proveniente del Océano Pacífico e Indico, se sospecha que el ejemplar llegó a la zona en los compartimentos de los barcos de carga.

Otra teoría apunta a que el huracán “Georges” en 1998 impactó un acuario en Florida y seis especies quedaron liberadas.

Es una especie muy venenosa cuya presencia amenaza la biodiversidad de la isla, al tratarse de una variedad cuyas presas -al no pertenecer al hábitat natural de la zona- no lo reconocen como predador.

En años recientes, el número de ejemplares de esta especie ha incrementado de forma alarmante y su población se ha extendido por aguas del Caribe, el Golfo de México y la costa atlántica estadounidense.